Articulo
19
Jul
2013

Cloud Computing y Eficiencia Energética

La contribución de cloud computing a la eficiencia energética es uno de los valores probados del nuevo modelo de consumo de las TIC. Como constatan diversos informes y análisis, los servicios cloud ayudan a reducir las emisiones de carbono entre un 30% y un 90% en comparación con el uso de las mismas soluciones en las propias infraestructuras del cliente, al basarse en la a optimización de los recursos informáticos y el uso de tecnologías avanzadas.

Valora esta entrada

|

La contribución de cloud computing a la eficiencia energética es uno de los valores probados del nuevo modelo de consumo de las TIC. Como constatan diversos informes y análisis, los servicios cloud ayudan a reducir las emisiones de carbono entre un 30% y un 90% en comparación con el uso de las mismas soluciones en las propias infraestructuras del cliente, al basarse en la a optimización de los recursos informáticos y el uso de tecnologías avanzadas. Pero además se pueden conseguir niveles de eficiencia y sostenibilidad agregados aplicando el modelo cloud a las propias actividades relacionadas con la generación, distribución y consumo energético, como concluye un estudio publicado por la Sociedad Andaluza para el Desarrollo de las Telecomunicaciones (SANDETEL), dependiente de la Consejería de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo de la Junta de Andalucía.

El estudio, en cuya elaboración han participado también distintos organismos de la Administración autonómica andaluza y Everis, refleja el estado actual de cloud en diversos sectores como el de agroindustria, turismo, cultura y el asociado a la eficiencia energética. En este último se aborda específicamente el grado de adopción de la nube en actividades como las de generación y distribución de energía, y las relacionadas con los consumidores finales en áreas como servicios públicos, industria, transporte y edificación y equipamiento.

Generación de energía. Si bien en esta área de actividad los sistemas TIC no se despliegan por lo general bajo el modelo cloud, según el estudio de SANDETEL, sí se identifican soluciones basadas en la nube a pequeña escala, especialmente en la gestión y monitorización de energía, típicamente asociadas a la generación con fuentes renovables. Se trata en su gran mayoría de herramientas basadas en sensores y medidores que envían la información a una base de datos en la red donde son tratados y presentados para su uso por el cliente. Entre estas herramientas, el informe cita como ejemplos de soluciones aplicables a las plantas fotovoltaicas  Sonnesoft, aplicación para la monitorización y gestión remota en tiempo real, a través de Internet y vía GPRS o ADSL; Cloud Thinking & Solar Management (CTSM), comercializada en modalidad SaaS, y PV controlergy, que permite monitorizar y mejorar en tiempo real el rendimiento y estado delas plantas.

Distribuciónde energía. Tampoco en este subsector las soluciones cloud tienen gran presencia, al estar dominado por grandes compañías que cubren con desarrollos propios la alta criticidad de sus operaciones. Sin embargo, el estudio detecta  algunas soluciones puntuales orientadas a pequeñas compañías energéticas como SIPS, que hace posible gestionar online los puntos de suministro. Esta solución web permite acceder online al inventario de puntos y medidas de los suministros del área de distribución.

Consumidores finales. Servicios públicos. En este apartado, donde SANDETEL incluye los sistemas asociados a las instalaciones de alumbrado exterior en vías públicas, las soluciones cloud aportan importantes ventajas en eficiencia energética al permitir controlar los sistemas desde un punto único accesible desde Internet en tiempo real. De este modo es posible gestionar individualmente o en grupo los puntos de luz, la simplificación de los procesos de mantenimiento y la toma de decisiones en función de la información recogida, como los históricos de consumos e incidencias.

Según recoge el estudio, existen un gran número de aplicaciones de telegestión para este tipo de instalaciones. Todas utilizan una arquitectura similar basada en la transmisión de información desde los puntos de consumo a un concentrador en el cuadro de mando y desde ese concentrador a un sistema de gestión a través de Internet. Una de estas aplicaciones es WeLight, un sistema de telegestión para el alumbrado público que se ofrece bajo el modelo de software como servicio (SaaS), o CityTouch,sistema similar que permite acceder online en tiempo real a todos los datos de consumo y que emplea la propia red eléctrica para transmitir la información al centro de mando. Ora aplicación es Streetlight.Vision, plataforma cloud que facilita el control del alumbrado público desde cualquier dispositivo con conexión a Internet.

Consumidores finales. Industria. Las soluciones cloud en el sector industrial, que se caracteriza por tener un consumo intensivo de energía,  se centran en la monitorización y el análisis en tiempo real de los registros de consumo, el análisis de los datos y la evaluación del rendimiento de las instalaciones. Una de estas soluciones es Enefgy, plataforma cloud en modo SaaS que permite el almacenamiento, gestión y análisis del consumo horario de electricidad a través de la información recibida de equipos de medida. Otra herramienta es Serviber GE,solución de gestión y decisión para el análisis de consumos energéticos.

Consumidores finales. Edificación y equipamiento. La mayoría de los sistemas de control de instalaciones implantados en los últimos años en edificios poseen una arquitectura  mixta, donde la lógica de control reside en PCs en el propio edificio pero poseen la funcionalidad de generar servidores web que permiten la visualización y actuación sobre las instalaciones a través de cualquier punto de acceso a la red. Sin embargo, también existen soluciones cloud que se basan en la recogida de datos y su gestión en la nube, como . Se trata de una plataforma en la nube que permite al usuario controlar, en tiempo real y desde cualquier dispositivo con acceso a Internet, los gastos realizados en las diferentes zonas del edificio para gestionar su funcionamiento y conseguir optimizarlo. Otro ejemplo es WeSave, una herramienta para la gestión del comportamiento energético en interiores de los edificios que se ofrece bajo el modeloSaaS. También es de destacar EUGENE, una solución cloud de monitorización y gestión energética que proporciona información detallada de los consumos y costes asociados en un edificio de forma accesible desde cualquier dispositivo con acceso a Internet.

Consumidores finales. Tansporte. La mejora de la eficiencia energética en este sector está directamente condicionada por el número y tipología de vehículos que componen la flota, la carga transportada, el grado de ocupación de los mismos y el tipo de conducción que se realice. Existen multitud de iniciativas, como el impulso del transporte de consumo mixto o eléctrico, los sistemas de gestión de rutas o las iniciativas de coche compartido, que buscan reducir el uso de los productos derivados del petróleo.

En este contexto, cloud computing, junto con M2M y la geolocalización, proporciona a las organizaciones datos con los que gestionar sus flotas, optimizando las decisiones de planificación de rutas y de cargas o el mantenimiento preventivo de los vehículos y, de manera indirecta, proporcionan monitorización en tiempo real al conductor permitiéndole mejorar su conducción y hacerla más sostenible. Un ejemplo de aplicación de este tipo de soluciones en la nube es e-Garbage, un sistema mixto de SaaS y hardware de planificación de rutas especialmente diseñado para optimizar los recorridos de las flotas de vehículos de recogida de basuras. Por su parte, el servicio Moviloc hace posible, por una cuota mensual, mejorar la eficiencia operacional de la flota de vehículos, optimizar costes, mejorar la atención al cliente, controlar la mercancía, ahorrar en comunicaciones y facilitar el mantenimiento de los vehículos de la flota.

Junto a este tipo de soluciones, el estudio de SANDETEL destaca la existencia de nuevos modelos aplicados al transporte que buscan fomentar la obtención de ahorros y la eficiencia energética derivado del cambio de hábitos en el uso de vehículos. En este sentido, cabe destacar el desarrollo de servicios y soluciones de coche compartido y carsharing, que permiten a varias personas compartir el mismo vehículo. Otra de las grandes iniciativas de mejora de la eficiencia energética en el sector del transporte es el uso del coche eléctrico, actualmente en proceso de despliegue y en el que cloud computing puede aportar un gran valor.

Daniel Ortega
Consejero Delegado