Noticias - Actualidad
15
Jun
2012

El director general de Medio Ambiente pide al sector de construcción que asuma un compromiso de sostenibilidad ambiental

El director general de Medio Ambiente de Extremadura, Enrique Julián Fuentes, ha hecho un llamamiento al sector de la construcción para que "asuma, sin mayor demora, un compromiso de sostenibilidad ambiental y financie la gestión adecuada de los residuos generados por su actividad".

Valora esta entrada

|

El director general de Medio Ambiente de Extremadura, Enrique Julián Fuentes, ha hecho un llamamiento al sector de la construcción para que "asuma, sin mayor demora, un compromiso de sostenibilidad ambiental y financie la gestión adecuada de los residuos generados por su actividad".

Así lo ha defendido en la inauguración de la Jornada de Gestión de Residuos de Construcción y Demolición celebrada en Plasencia y organizada por la Diputación Provincial de Cáceres, informa el Gobierno regional en nota de prensa.
Enrique Julián ha admitido que la gestión de los residuos de construcción y demolición (RCD) "es un reto que hasta la fecha no había sido afrontado con decisión", porque a pesar de ser necesaria su adecuada gestión -y posterior recuperación o eliminación- "el destino final de estos residuos suele ser el vertido incontrolado, con los impactos ecológicos y visuales que esto genera". La causa es, ha dicho, puramente económica.

NUEVA NORMATIVA DESDE ENERO

Sin embargo, la actual normativa obliga, desde el 1 de enero, a proporcionar a estos residuos el tratamiento adecuado, por sí mismos o mediante su entrega a un gestor autorizado. Y dependiendo del tipo de obra, eso corresponde al ayuntamiento o a las propias empresas.
En el caso de Extremadura, han sido "muchas" las entidades y administraciones que no se han preparado para ello, algo que el director general de Medio Ambiente ha achacado a su "falta de agilidad", puesto que ya se conocía la norma desde el mes de febrero del año pasado.

En este sentido, Enrique Julián Fuentes ha destacado el "paso al frente" que ha dado la Diputación Provincial de Cáceres a través del Consorcio MEDIO XXI, "que ha asumido el reto de promover la infraestructura necesaria para, en colaboración con la iniciativa privada, facilitar el reciclaje de todos los residuos de construcción y demolición generados en la zona norte de la provincia, para lo que cuenta con el apoyo de la Dirección General de Medio Ambiente".
El director general ha avanzado igualmente que el próximo lunes el Gobierno regional firmará con la Diputación de Cáceres el convenio para planificar la gestión de esos residuos también en la zona sur de la provincia cacereña.