Entrevista
03
Sep
2012

Entrevista a Pablo Fernández de la Torre. CEO en N2S Group

Sin ninguna duda, las TIC van a representar un papel Fundamental en el imparable desarrollo de la Eficiencia Energética de los próximos años. Podríamos decir que la mejora de la eficiencia energética tiene dos caminos: por un lado, realizar inversiones en la modernización del equipamiento y las instalaciones (climatización, iluminación,…); por otro lado, obtener y utilizar la información sobre el consumo energético – dónde, cuándo y por qué se consume energía – para el control y gestión del mismo mediante sistemas de información.

Valora esta entrada

|

1. ¿Cuál es su visión sobre el papel de las TICs en el ámbito de la Eficiencia Energética?

Sin ninguna duda, las TIC van a representar un papel Fundamental en el imparable desarrollo de la Eficiencia Energética de los próximos años. Podríamos decir que la mejora de la eficiencia energética tiene dos caminos: por un lado, realizar inversiones en la modernización del equipamiento y las instalaciones (climatización, iluminación,…); por otro lado, obtener y utilizar la información sobre el consumo energético – dónde, cuándo y por qué se consume energía – para el control y gestión del mismo mediante sistemas de información. En ambos casos, pero en especial en la segunda vía de actuación, las TIC juegan un papel fundamental. Aunque en los últimos años se ha avanzado significativamente, todavía queda un largo camino por recorrer en el desarrollo de sistemas de información que puedan gestionar el comportamiento energético de los edificios de forma óptima.

2. ¿Cuáles son las principales ventajas de la digitalización de la energía?

Mas que una ventaja, la digitalización de la energía representa una necesidad; pone sobre la mesa un elemento clave: la información. Hasta ahora se tenía un gran conocimiento sobre la generación, el transporte y la distribución de energía, pero no sobre el consumo final; había que cerrar el círculo. La llegada de las TIC al mundo de la energía ha permitido que gestores y consumidores empiecen a tener información real del consumo energético: dónde y cuándo se consume y, a partir de ahí, por qué se consume. De este modo los consumidores finales – desde grandes industrias hasta pequeñas viviendas – pueden conocer, controlar, gestionar e incluso diseñar su consumo energético, algo impensable hasta la fecha. 

3. Además de las grandes compañías eléctricas, ¿a qué tipo de organizaciones están dirigidas estas tecnologías?

A todos los consumidores. Es indudable que la reducción de costes energéticos ya se ha instalado en nuestros hábitos de vida de una u otra manera (en nuestras casas todos estamos ya sustituyendo las bombillas, poniendo reductores de caudal en los grifos, o reduciendo un par de grados la temperatura del aire acondicionado). En el pasado, por motivos de producción y financieros, sólo las grandes empresas tenían acceso a estas tecnologías, pero hoy por hoy cualquiera puede acceder a ellas: hoteles, colegios, centros comerciales, naves industriales, restaurantes, oficinas, edificios oficiales. En nuestra experiencia, para obtener una rentabilidad atractiva, estás tecnologías deben implementarse en empresas con consumos de energía superiores a cincuenta mil euros anuales.

4. Para N2S ¿cuáles son las principales barreras e inhibidores para el despliegue masivo de este tipo de soluciones?

Por un lado, la abrumadora cantidad de información que le llega al gestor del edificio, que no siempre es un experto en materia energética. Por otro lado, la dificultad de asegurar a priori un retorno de la inversión en estas tecnologías. Si bien las tecnología TIC son absolutamente necesarias en la gestión energética moderna, dichas tecnologías no ahorran per sé, sino que representan una herramienta necesaria para ahorrar.

 

Pablo Fernández de la Torre
CEO en N2S Group