Notas de Prensa
30
May
2022

Hacia la neutralidad de carbono de los centros de datos con IA, automatización y blockchain

El encuentro, enmarcado en el Programa de Promoción y Sensibilización Sectorial que la Plataforma enerTIC realiza de forma anual con el apoyo de las empresas asociadas y su red de colaboración institucional, ha contado con Colliers, Corola Logística Avanzada (El Corte Inglés), Gerencia de Informática de la Seguridad Social, IDLogistics, Administración Digital Junta de Castilla-La Mancha, Merlin Properties, Repsol, Telefónica y Universidad Politécnica, junto con Fujifilm, Rittal y Schneider Electric como empresas patrocinadoras.

Valora esta entrada

|

Con el objetivo de alcanzar la neutralidad de carbono en 2030, los centros de datos on premise, hiperescalares o profesionales como los colocation tienen en sus agendas el ahorro del consumo energético y la reducción de su huella de CO2. Este ha sido el foco de atención del último Desayuno-Coloquio organizado por enerTIC el pasado 18 de mayo, donde se han compartido experiencias y opiniones sobre tecnologías que ayudan a esta industria, gran consumidora de energía, a ser más sostenibles.

Nuevos modelos hacia la eficiencia energética

El sector de centros de datos se encuentra en estos momentos en pleno crecimiento en España. La posición geográfica de la península ibérica, el amarre de cables submarinos a sus costas o el impulso de la digitalización son algunos de los factores que están haciendo llegar la inversión. Una inversión procedente no solo de los actores habituales o de los hiperescalares, sino de otros, como el sector inmobiliario que ha visto en los data centers un nuevo área de negocio.

Tanto los centros de datos profesionales, los denominados colocation, como los hiperescalares – propiedad de los grandes proveedores de nube pública -, sin olvidar los corporativos u on-premise deben enfrentarse a un reto: la neutralidad de carbono en 2030.

Los centros de datos son grandes consumidores de energía, ya que deben estar en funcionamiento 24×7. Según datos de la Agencia Internacional de la Energía (IEA) a finales de 2019 los centros datos consumieron el 1% de la energía global. La disponibilidad es clave en el negocio y eso solo se consigue con potencia eléctrica y refrigeración para que los servidores e infraestructura IT allí alojada esté en las mejores condiciones para dar servicio al mundo digital de hoy en día. Además, conforme avanza la implantación de nuevas tecnologías como IoT o Big Data se necesita mayor capacidad de cómputo y más capacidad de potencia.

Entre los retos planteados en el encuentro, destacan:

  • la puesta en marcha de modelos de federación de centros de datos para establecer sinergias, mejorar la eficiencia al compartir la capacidad extra de cómputo y ofrecer un servicio más integral al cliente.
  • utilizar el Edge Computing como un nuevo modelo para mejorar la eficiencia.
  • establecer una labor holística y global en el data center y apoyarse en otras variables, no solo en el PUE, para establecer su eficiencia.
  • la implantación de nuevas tecnologías de refrigeración donde se utilice el glicol o nuevos modelos como el immersion cooling, que todavía no está siendo adoptado de forma masiva por el sector.
  • la sustitución de grupos electrógenos basados en diesel por otros combustibles menos contaminantes como el hidrógeno.
  • la colaboración entre el sector energético y el de centros de datos tanto para impulsar la industria de renovables, como para despejar incertidumbres en cuanto a disponibilidad de potencia eléctrica en ubicaciones.
  • un cambio cultural donde la construcción de un centro de datos puede sustituirse por un modelo de servicios.
  • el dimensionamiento adecuado del centro de datos: un data center eficiente es aquel que aprovecha al máximo el espacio y donde no existen servidores zombies o equipos sin utilizar.
  • aprovechar las oportunidades que se abren para la eficiencia de los centros de datos gracias a los avances realizados en software y hardware, como puede ser el almacenamiento en cinta.
  • la falta de talento especializado en el sector de los centros de datos, considerados infraestructuras críticas.

IA, automatización y blockchain

Más allá de incorporar los sistemas más avanzados en refrigeración, modernizar las infraestructuras o incorporar en las nuevas construcciones los mejores sistemas mecánicos o eléctricos, tecnologías disruptivas como la inteligencia artificial, el blockchain o la automatización y robotización de procesos también facilitan cumplir con los objetivos de sostenibilidad de los data centers.

La inteligencia artificial permite la detección de ineficiencias y el control holístico de las instalaciones, lo mismo que la automatización de procesos o la robotización que permitirán a los equipos humanos especializarse en tareas de mayor valor.

Por otro lado, el blockchain ayudará a certificar y trazar el uso de energías renovables por parte de los centros de datos. Uno de los principales objetivos de los responsables de data centers para reducir a cero la huella de carbono por su actividad y cumplir con los ESG – fundamentales hoy en la industria de centro de datos es la utilización de energía 100% limpia.

Finalmente, se mencionó la importancia de la seguridad física y lógica (ciberseguridad) desde una visión global, que incluya tanto los sistemas OT, como IT.